Victorino Martín -fallecido este martes 3 de octubre- hacía casi un cuarto de siglo (24 años) que había salido a hombros por la Puerta Grande de Madrid tras encumbrarse, definitivamente, como ganadero en la ‘Corrida del Siglo’ cuando se presentó en Miróbriga. Lo hizo a través de la Peña La Divisa. La apertura del Carnaval del Toro del 2006 en sus manos; de una manera peculiar, eso sí. No con un toro sino una vaca. Con el hierro de la ‘A’ coronada. Tobillera, pegajosa, el caminar y no el galopar. Los primeros revolcones incruentos… El debut, la madrugada del 24 de febrero.  Y el tiempo de espera, con el Carnaval del Toro disparándose ya con los viejos hierros toristas: Guardiola, Adolfo, Hernández Plá, Pablo Romero… Hasta el Antruejo del 2015. Otra vez en capea nocturna. Nuevamente el pistoletazo de salida a un Carnaval. Ahora ya sí con toros, de su segundo hierro: Monteviejo, la finca en la que ha fallecido este martes. Los pelos berrendos en lugar del cárdeno la casa. Un bis la capea nocturna del Lunes. Dos nuevas fechas, por tanto de Victorino Martín en Miróbriga: 14 y 16 de febrero. Menos cuajo y mucha más movilidad. El «uy» instalado en los tendidos. El balance de Victorino Martín, ganadero de leyenda, en el Carnaval por tanto queda de la siguiente manera: tres capeas nocturnas, una vaca y cuatro toros.

Category
Tags

Comments are closed